Acciones de Ferragamo suben tras muerte de viuda de fundador

Revista Mercado22 octubre, 20185min938
salvatore-ferragamo_image.jpg

22 de octubre de 2018, 9:05 AM.- Las acciones de Salvatore Ferragamo SpA registraron la mayor alza en dos años luego de que la muerte de la viuda del fundador generara especulaciones de que sus herederos podrían vender sus participaciones en la marca italiana de calzado de lujo.

Las acciones, que alcanzaron su punto máximo en 2015, subían hasta un 8,8 por ciento en Milán.

Wanda Ferragamo murió el viernes a la edad de 96 años, casi seis décadas después de hacerse cargo del fabricante florentino de calzado preferido por íconos de la pantalla grande como Audrey Hepburn. La viuda era un miembro clave de los accionistas de la familia que controlan la compañía, y se opuso a una venta después de que la empresa comenzara a cotizar en la bolsa de Milán en 2011.

Su muerte “abre escenarios potencialmente interesantes” para fusiones y adquisiciones, escribió Flavio Cereda, analista de Jefferies. “Habrá una mayor concentración de control en manos de una menor cantidad miembros de la familia, algunos de los cuales han vendido en el pasado reciente”.

Según el analista, Wanda Ferragamo tenía el 20 por ciento de los derechos de voto de la participación de la familia, y aún debía asignarse otro 15 por ciento después de la muerte de su hija Fulvia, ocurrida este año.

Ferragamo fue parte de una generación de empresarias cuyo ambicioso liderazgo transformó el panorama de la moda. Junto con las hermanas Fendi y figuras posteriores como Miuccia Prada y Donatella Versace, Ferragamo ayudó a convertir la producción artesanal italiana en un artículo de consumo global. Después de la muerte de su esposo en 1960, agregó a la oferta bolsos, moda prêt-à-porter y perfumes para convertir al ícono del calzado en una marca de moda integral.

Si bien Salvatore Ferragamo ha tenido dificultades para mantener la rentabilidad y el conocimiento de la marca, es posible que la compañía siga siendo atractiva para compradores. Se trata de una de las pocas empresas de lujo independientes que quedan, con una marca histórica que un comprador podría intentar rejuvenecer. También hay muchos posibles compradores: las compañías estadounidenses Michael Kors y Tapestry están tratando de construir conglomerados de moda, mientras que los gigantes del lujo en Francia están sentados en grandes cerros de billetes y las compañías chinas intentan cada vez más comprar marcas europeas.

El mes pasado, Michael Kors Holdings compró Versace por US$2.100 millones.

El hijo mayor de Ferragamo, Ferrucio, quien es presidente de la compañía, dijo en abril que la familia no tiene intención de vender. Este verano, la familia eligió a una exejecutiva de Gucci, Micaela Le Divelec, para que asumiera el cargo de máxima ejecutiva de la firma.

Algunos analistas advirtieron que no esperan ninguna actividad de fusión y adquisición rápida.

“No tomaríamos este evento como un catalizador evidente para cualquier acción corporativa”, incluso si posiblemente las especulaciones de compra aumenten el rendimiento de las acciones de Ferragamo a largo plazo, escribió el analista de Fidentiis Alberto Checchinato.

 

Bloomberg

Deja un comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.