Amazon busca competir con Apple

amazon.png

Amazon, que se apresta a enfrentar la competencia de Apple y Google en la carrera para equipar los hogares con dispositivos inteligentes, presentó una serie de aparatos de consumo como un centro para hogares digitales basado en Alexa, un parlante Echo más pequeño y más barato y un nuevo mini Echo con pantalla llamado Spot.

Si bien los productos de hardware no son clave para la utilidad bruta de Amazon, son vehículos importantes para popularizar y expandir el asistente digital basado en la voz Alexa, que está integrado a los últimos dispositivos. Los aparatos con pantalla también son una plataforma para que los clientes puedan ver contenidos como películas y libros de Amazon Prime, la membresía de US$99 anuales que sí contribuye a las ganancias. Como gigante del comercio electrónico, Amazon apunta a dar a los consumidores la posibilidad de comprar artículos de cualquiera de sus dispositivos en su sitio web y, al no tener sus propios smartphones, Alexa es la que impulsa ese esfuerzo.

Para la empresa es especialmente crucial promover a Alexa conforme Apple y Google de Alphabet Inc. comienzan a llevar al mercado más dispositivos con sus propios servicios basados en la voz –Siri de Apple y Google Assistant-. Este mes, Apple presentó la línea del iPhone 8 y el iPhone X, que se espera tengan una gran demanda en la temporada de fiestas de fin de año. Apple también tiene previsto lanzar su parlante HomePod en diciembre. Google, por su parte, programa presentar un parlante Home más pequeño y un par de smartphones Pixel actualizados el 4 de octubre.

El nuevo dispositivo para hogares inteligentes de Amazon, llamado Echo Plus, tiene mejor sonido que el parlante Echo existente y cuesta US$150, menos que los US$180 actuales, informó la compañía en un evento que tuvo lugar el miércoles en su sede de Seattle. Además cuenta con un centro incorporado que permite a los usuarios conectarse más fácilmente y controlar otros accesorios como luces, termostatos y cerraduras.

El nuevo Echo, que es más pequeño, también tiene mejor sonido y una mayor capacidad para oír a los usuarios, dijo Dave Limp, que dirige las líneas Alexa y Echo de Amazon. El parlante de US$99 tiene un woofer y un altavoz de agudos dedicados para una reproducción de música más nítida y nuevos micrófonos para que el dispositivo pueda entender a los usuarios a mayor distancia, dijo Limp.

El dispositivo que hasta ahora ha concitado más atención es el Echo Spot, un miniparlante con una pantalla de color de 2,5 pulgadas. Actúa como versión en miniatura del Echo Show presentado en una fecha anterior de este año, puede mostrar información como la hora, el estado del tiempo, noticias y videos web y tiene una cámara de video incorporada para realizar videollamadas a través de Alexa. El dispositivo, que cuesta, US$130, también sirve como intercomunicador de video.

Los dispositivos de Amazon para hogares conectados encajan con la aspiración de la compañía de que se la considere una tienda que puede satisfacer cualquier necesidad de los consumidores, en cualquier momento y en cualquier lugar. La fabricación de dispositivos da a la empresa la posibilidad de eliminar los aparatos de Apple y Google de su conexión con los clientes. Amazon irá incluso más allá de internet para llegar a los clientes con la compra en agosto de Whole Foods Market, operador de cientos de tiendas de comestibles de alta gama, por US$13.700 millones.

Deja un comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Conoce cómo se procesan los datos de tus comentarios.