fbpx

¿Buscas emprender? te mostramos 5 consejos que te podrían ayudar

Revista Mercado15 enero, 20197min
20180904163757-carrera.jpeg

Si estás sentado en tu escritorio soñando despierto sobre iniciar tu propio negocio este post es para ti.

Ya sabes que lanzar tu empresa puede ser un proceso difícil e intimidante y requiere de mucho trabajo. Tal vez seas infeliz con tu trabajo actual o tal vez sólo necesitas un cambio en tu vida.

Últimamente se está debatiendo si un emprendedor nace o se hace. Sin importar de lo que pienses, tal vez te has dado cuenta de que muestras algunas características clásicas de emprendedor.

Puede ser que estés listo para dar el salto y comenzar un negocio. Aunque no hayas nacido así, tal vez desarrollaste esas habilidades después, como una gran pasión.

Si estás pensando en renunciar a tu trabajo y lanzarte a la aventura del emprendimiento existen algunas acciones fundamentales que debes tomar.

Estudia el mercado

Para Palemón González Barraza, asesor del Centro de Desarrollo Empresarial y Transferencia de Tecnología del ITESM Ciudad de México, éste es uno de los primeros pasos que necesitas dar. ¿La razón? Tendrás un conocimiento real de lo que existe y de lo que necesita el mercado.

Comienza investigando las distintas necesidades que tiene la gente a tu alrededor. Toma en cuenta que muchas de éstas no están completamente satisfechas y, por lo tanto, representan una oportunidad de negocios.

Revisa qué productos o servicios no se ofrecen ahí y si la idea que tienes en mente aplica, no dudes en poner manos a la obra. ¿Cómo hacerlo? Es más sencillo de lo que crees: basta con escuchar a tus clientes potenciales. La gente siempre habla de lo que no hay o de las deficiencias de un producto o servicio.

“No se trata de que el emprendedor haga una tesis, pero sí que tenga en claro el lugar en donde está parado y a dónde quiere llegar”, asegura Juan León Pardo, director del Centro de Innovación Empresarial y Financiera PymExporta del ITESM Ciudad de México.

No solo pienses en el dinero

“Si sólo estás pensando en hacerte rico, vas por muy mal camino. Tienes que tener vocación de empresario. Plantéate primero qué tipo de empresa quieres crear, y con qué proyección de futuro. Hay emprendedores que montan su negocio únicamente porque se quedan en paro y no tienen –o no ven– otra salida. Es una fuente continua de problemas. Por mucho que te asocies con personas motivadas, si algo sale mal, tirarás la toalla a la primera de cambio”.- Javier Carril, co-fundador de ExeCoach.

Más claro de ahí, solamente el agua.

La asesoría legal es importante

Registrar una empresa o patentar una idea no son procesos sencillos. Para llevarlos a cabo es importante que te asesores con un abogado en todo el proceso a seguir.

En República Dominicana, este proceso es bastante tedioso, y a la vez costoso. En ese sentido, debes buscar formas de encontrar un buen abogado que puede asesorarte adecuadamente. No obstante, en las principales páginas virtuales de las instituciones responsables, como ONAPI, la Cámara de Comercio y la DGII podrás encontrar toda la información necesaria para que puedas constituir tu empresa por ti mismo.

Forma un buen equipo

Jeff Bezos dice que si al inicio del negocio tienes un equipo que necesita alimentarse con más de 2 cajas de pizzas, podría ser demasiado grande.

Si tu emprendimiento necesita de un equipo, ten en cuenta que es muy importante saber elegir a las personas que te acompañarán.

Además, nunca vas poder hacerlo tú solo, va a llegar un momento que vas a necesitar delegar tareas. Conforma un equipo de personas en las que puedas confiar ciegamente, que sean eficientes y compartan tu visión y metas. Asegúrate de tener a los mejores en tu equipo.

Detecta las necesidades de tus clientes

Toma como ejemplo a las guarderías. Posiblemente existan en la zona donde quieras abrir un negocio, sin embargo, el horario o las malas instalaciones pueden ser las causas de quejas por parte de los padres.

Entrevista, de manera informal, a las madres para que conozcas puntos básicos que te llevarán a tomar la decisión. ¿Cuántas clientas hay?, ¿cuántos bebés?, ¿qué horario sería el más indicado para ellas?, ¿cuál es la colegiatura que pagan en la actual guardería? y ¿qué tipo de carencias tiene la más cercana?

En pocas palabras, ¿qué es lo que les gustaría para estar satisfechas? Claro, debes adaptar tus preguntas según el giro del negocio que tengas en mente. Sin embargo, de esta manera, además de conocer la necesidad de tu posible clientela, también conocerás de primera mano los errores que no debes cometer por ninguna razón si quieres tener éxito.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.