fbpx

CEO que hicieron historia… por sus errores

Revista Mercado4 septiembre, 20194min
Destacado-1280x533.jpg

1,614 Vistas,

Los máximos ejecutivos no siempre toman las decisiones correctas, no siempre aciertan en todo lo que opinan y no siempre tienen una visión de futuro acertada.

John Antioco

Blockbuster: Era el CEO de la poderosa cadena de tiendas de alquiler de películas en videocassettes de formato VHS. En el año 2000, un desconocido emprendedor, Reed Hastings, le propuso un nuevo modelo de negocio que no le interesó para nada, porque no lo veía viable. Hastings persistió en su idea y fundó Netflix.

Matt Harrigan

Packetsled: En el año 2016 era CEO de esa compañía, dedicada a la ciberseguridad. El 16 de noviembre, día de las elecciones presidenciales en EE. UU., dijo que Donald Trump era tan funesto que quería tomar un rifle y dispararle como un francotirador. Sus opiniones salieron en todos los medios y el escándalo lo forzó a retirarse.

Sean Rad

Tinder: En el año 2016 dijo, en una entrevista con un periódico inglés, que la aplicación que cofundó era tan útil y tan exitosa que él era un “adicto” a la misma y que cada semana se enamoraba de una mujer diferente. La tormenta de críticas amenazó la estabilidad de su empresa y debió, apenado, disculparse en público.

Thorsten Heins

Blackberry: Llegó al cargo de CEO cuando la compañía ya sufría la competencia de los smartphones, y para enfrentarla propuso “cambios drásticos”. Lanzó dos nuevos celulares con el sistema operativo Blackberry 10. El fracaso fue histórico, con pérdidas de US$1,000 millones en un trimestre, caída de 60 % en las acciones y pérdida de participación de mercado de 50 % a 1.5 %.

Eddie Lampert

Sears Holdings: Salvó a Kmart de la quiebra y llegó a Sears para aplicarle la misma receta. En el 2005 anunció su primer gran paso: su fusión con otras empresas comerciales para crear la poderosa Holding Sears. Las ventas cayeron durante 27 trimestres consecutivos. Las pérdidas acumularon US$800 millones en tres trimestres.

Ed Zander

Motorola: En el año 2006 era el CEO de una empresa bien posicionada en el mercado celular. En la presentación de un equipo de su empresa que podía almacenar cien canciones, le preguntaron su opinión sobre el competidor Ipod Nano, de Apple, y respondió: “¿Para qué sirve eso? ¿Quién va a escuchar 1,000 canciones? ¡Nadie!”.

Otros contenidos de interés como éste lo puede encontrar en las ediciones de Revista Mercado del grupo editorial Mercado Media Network. Suscríbete a través de: http://www.revistamercado.do/suscripciones/

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

1,615 Vistas,