20. junio 2019 República Dominicana29°C

¿Cómo combatir el edadismo? Valorando la sabiduría tanto como la juventud

Lucy Nuñez22 mayo, 20193min628
set-people-characters-business_48866-328.jpg

Aunque la Ley contra la discriminación por edad en el empleo de 1967 prohíbe la discriminación en Estados Unidos en contra de la gente mayor de 40 años, una encuesta reciente de AARP demostró que dos terceras partes de los trabajadores entre las edades de 45 y 74 dijeron que han visto o han experimentado edadismo.

Así que, aunque las demandas colectivas y el fuerte escrutinio periodístico son pasos en la dirección correcta, los esfuerzos en aras de simplemente hacer cumplir la ley no son suficientes. Recordemos que los derechos igualitarios para hombres, negros, discapacitados, homosexuales y otros no se lograron únicamente con los cambios en la ley, sino mediante un cambio de actitud que por lo general fue anterior a la legislación.

Sin embargo, nuestra cultura, en este tema en particular, se está quedando rezagada. La rápida y enérgica marcha del progreso desde la era industrial hasta la era tecnológica ha creado un fuerte sesgo hacia los nativos digitales que entienden los dispositivos y los gigabytes por encima de aquellos de nosotros que no crecimos usando computadoras.

Nuestras vidas se vuelven más duraderas, pero el poder es cada vez más joven. Aunque la edad promedio de los empleados en Estados Unidos es de 42 años, entre nuestros titanes tecnológicos dicha edad disminuye una década. El problema es que a muchos de estos jóvenes líderes se les están imponiendo posiciones de poder mucho antes de que estén listos para ellas.

No obstante, hay una generación de trabajadores de mayor edad con sabiduría y experiencia, conocimientos especializados y una inigualable capacidad para enseñar, entrenar y aconsejar que podría acompañar a esos milénials ambiciosos para crear empresas que se construyan con buenos cimientos.

A principios de 2013, regresé a trabajar a mediados de mis 50 como ejecutivo sénior en la empresa emergente de tecnología Airbnb. Compensaba la inteligencia digital que no tenía con la inteligencia emocional acumulada, y la orientación mutua que ofrecí y recibí me convirtió en lo que llamaría una “persona mayor moderna”, alguien que combina la sabiduría y la experiencia con la curiosidad, la mente de un principiante y la disposición de aprender de los más jóvenes.

Es hora de que aceptemos la edad tal como hacemos con cualquier otro tipo de diversidad. La sabiduría nos precede y nos sucederá.

Harvard

Lee también: Por qué los supervisores envidian a sus empleados

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.