Outsourcing: servicios de terceros que garantizan la reducción de costos

Revista Mercado16 enero, 20207min
Servicios.jpg

Cuando una organización transfiere la ejecución de determinados procesos de negocios a un suplidor independiente, se produce una acción multiplicadora positiva.

Por un lado, esa organización puede concentrarse en las actividades para las que está especializada, y de otra parte, surgen nuevas empresas suplidoras de servicios terciarios con más tiempo y especialidad en la tarea contratada.

Eso se conoce como “Outsoucing”, una actividad de gran expansión mundial que en República Dominicana crece a partir de la década de los 90 y que en la actualidad se desarrolla en casi todas las áreas de servicios conocidas.

En el país las grandes empresas comenzaron a contratar outsourcing atendiendo a diversas razones, una de ellas es la de concentrarse en las actividades que verdaderamente le generan riquezas y dejar a terceros las labores secundarias pero que son necesarias en sus procesos productivos.

¿Cómo desarrollar habilidades para los negocios?

Otra razón motivadora del uso de outsourcing es que cuando una empresa grande contrataba directamente los servicios de personas para trabajar en áreas no vinculadas, corría el riesgo de demandas millonarias en caso de ocurrir cualquier incidente. Incluso, habían casos de personas que se provocaban daños para reclamar altas indemnizaciones. Si ese servicio lo ofrece un outsourcing, se evitan las demandas.

Bien aplicado, el outsourcing puede reducir los costos directos de una empresa.

Se puede definir diciendo que es cuando una organización transfiere la propiedad de un proceso de negocio a un suplidor, o como el uso de recursos externos a la empresa para realizar actividades tradicionalmente ejecutadas por personal y recursos internos.

De esa forma, la empresa contratante del oursourcing puede concentrar todos sus esfuerzos en hacer lo que sabe hacer, es decir, en la producción de los bienes y servicios para lo que fue creada.

El contrato con un outsorcing ha de surtir resultados específicos en plazos determinados.

El outsourcing es distinto de las relaciones de negocios y contratación. En el caso de la contratación, la empresa contratante es propietaria del proceso y lo controla, le dice al suplidor qué y cómo quiere que se desarrollen los productos o servicios comprados. El suplidor no varía las instrucciones.

En el caso de outsourcing la empresa contratante transfiere la propiedad al suplidor, es decir, no instruye sobre cómo desempeñar una tarea, sino que se enfoca en los resultados que espera.

Evolución

Después de la segunda guerra mundial, las empresas trataron de concentrar en sí mismas la mayor cantidad posible de actividades, para no depender de los proveedores. Sin embargo, esta estrategia, que en principio resultara efectiva, fue haciéndose obsoleta con el desarrollo de la tecnología, ya que nunca los departamentos de una empresa podían mantenerse tan actualizados y competitivos como las agencias independientes especializadas en un área.

El concepto comienza a ganar credibilidad al inicio de la década de los 70, enfocado principalmente a las áreas de información tecnológica en las empresas. “Outsourcing” es un término creado en 1980 para describir la creciente tendencia de grandes compañías que estaban transfiriendo sus sistemas de información a proveedores.

Antes de que en República Dominicana se aprobara la Ley 16-95, sobre incentivo a la inversión extranjera, las empresas de capital externo tenían la obligación de reinvertir gran parte de sus utilidades en el país y por eso se dedicaron a crear compañías secundarias que se encargaban de realizar las labores que no estaban vinculadas directamente con su razón social específica.

Por ejemplo, una telefónica tenía compañías secundarias de instaladores de redes, reparadores de equipos, conserjería, mantenimiento y otros.

Sin embargo, a partir de la aprobación de esa legislación se permite a las empresas extranjeras repatriar el 100% de sus utilidades, por lo que no necesitan hacer reinversiones internas fuera de las actividades propias de la empresa.

Hoy día, los outsorcing se destacan en múltiples áreas como auditorías, contabilidad, administración de nómina o de recursos humanos, mantenimientos, servicios de limpieza, asesoría jurídica, suministro de insumos y material gastable y una amplia gama de servicios que ofrecen terceros a empresas con especializaciones específicas.

2 comments

  • Martha M. Terrero

    15 febrero, 2020 at 12:19 pm

    Hola, me resultan muy interesantes, todas las informaciones y artículos que publica esa revista, es la razón por la que decido solicitarla

    Reply

  • Martha m terrero

    15 febrero, 2020 at 12:26 pm

    Muy interesantes todas sus publicaciones
    Importantes y actuales.

    Reply

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.