Philip Morris se mantiene alejada del mercado del cannabis

Revista Mercado5 diciembre, 20184min435
Imagen-5-12-18-a-las-9.14-a.-m..jpg

Philip Morris International Inc. se mantiene alejado del creciente mercado del cannabis por ahora, en contraste con el gigante del tabaco estadounidense Altria Group Inc., que ha iniciado conversaciones con un productor canadiense de marihuana.

“No creo que sea nuestra prioridad en este momento considerar el cannabis”, dijo el máximo ejecutivo de la firma, Andre Calantzopoulos, en una entrevista realizada en las oficinas de Bloomberg en Nueva York. El CEO habló el lunes, poco antes de que Cronos Group Inc., una de las compañías de marihuana más grandes de Canadá, confirmara que estaba en conversaciones con Altria.

Philip Morris, escindido de Altria en 2008, vende cigarrillos en 180 países, y un dispositivo alternativo de tabaco llamado IQOS en 43 países. Opera en algunos mercados donde el cannabis “todavía es ilegal “, dijo Calantzopoulos. “Tenemos que tener en cuenta todas las susceptibilidades de varios países”, dijo.

Señaló a Filipinas como ejemplo. El presidente Rodrigo Duterte ha liderado una intensa ofensiva antidrogas desde que asumió el cargo en 2016. “Conocemos las posturas del presidente –y, como saben, tenemos un 70 por ciento de participación de mercado en Filipinas– y solo puedo imaginar qué pasaría si fuésemos llamados y nos preguntaran de forma hipotética, ’¿a qué se están dedicando?’”, dijo.

Calantzopoulos dijo que cree que el pensamiento cambiará con el tiempo. Aun así, dijo que se necesitan más estudios sobre los principios activos del cannabis. “El mundo parece haber llegado a la conclusión” de que la adicción no es un tema.

Altria y Philip Morris son socios en la comercialización de IQOS, que calienta el tabaco en lugar de quemarlo. Están buscando la aprobación regulatoria en Estados Unidos donde Altria vendería el producto y buscaría comercializarlo como un producto con “riesgo reducido” en comparación con los cigarrillos.

Altria también estaría en conversaciones para adquirir una participación minoritaria en Juul Labs Inc., el fabricante de cigarrillos electrónicos que se ha ganado un gran número de seguidores en EE.UU.

Calantzopoulos dijo que un acuerdo potencial entre las dos compañías que se informó la semana pasada no será una amenaza competitiva para IQOS en los mercados internacionales, como han especulado algunos analistas. Juul no tiene “nada que esté protegido o que no se pueda repetir”, dijo. “Se pueden ver muchos productos que aparecen de todos lados que son parecidos a Juul, por lo que la pregunta es si la marca es suficiente o no cuando existe una imitación sin una protección de patente que sea sólida”. Juul también podría tener restricciones internacionales respecto de los niveles máximos de nicotina que se pueden utilizar, dijo Calantzopoulos.

Los cigarrillos electrónicos continuarán evolucionando durante la próxima década, predijo. A pesar de que han estado en desarrollo desde 2004, queda camino por recorrer. Las ventas de IQOS se han desacelerado en Japón, el mayor mercado de Philip Morris, en medio de la competencia.

Los usuarios preferirán usar IQOS que los cigarrillos electrónicos cuando puedan hacerlo, ya que les permite disfrutar del verdadero sabor del tabaco, incluso si es una experiencia más suave que fumar un cigarrillo real, dijo Calantzopoulos.

“Si los cigarrillos fueran vino, IQOS sería vino con cubos de hielo”, dijo. “[En cambio,] un producto electrónico es agua con nicotina y un jugo”.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.