[stock_market_widget type="ticker-quotes" template="background" color="blue" assets="AAPL,GOOG,FB,TSLA,PYPL,MSFT,AMZN,INTC,CMCSA" speed="50" direction="left" pause="true" api="yf" style="background: #000100;font-size:13px;padding-bottom: 0;"]
Business

Cathie Wood, la musa de Wall Street, se enfrenta al gigante Michael Burry

17 septiembre 2021

Cathie Wood se ha convertido en la musa de Wall Street, algunos la comparan con Warren Buffet, el nonagenario inversor que por años ha estado entre los primeros en la lista de personas más ricas del mundo. Los dos han ganado mucho dinero y han ayudado a sus clientes a ganarlo escogiendo cuidadosamente inversiones que superan la media del mercado. Pero más allá de la comparativa, el enfrentamiento entre Cathie y Michael Burry se convirtió en la comidilla de la prensa en la última semana.

La disputa de la musa Wood no ha quedado solo en palabras, puesto que el segundo ha destinado una parte del dinero que administra a apostar por la devaluación del fondo que gestiona la primera. Wood representa en este momento la visión alcista del mercado, mientras que Burry ha labrado su fama como un acertador inversor bajista. Sus previsiones, en lo relativo a los tipos de interés son antagónicas.

Fotografía: The Cryptonomist

Los resultados de Wood han sido estratosféricos con la firma que fundó en 2014, Ark Invest, apostando por compañías con tecnología puntera y muy disruptiva. Su fondo estrella, el Ark Disruptive Innovation ETF logró una rentabilidad en 2020 del 152% y Wood fue nombrada por la firma Bloomberg como la mejor selectora de aciones del mundo. En lo que va de 2021 el fondo ha subido otro 24%.

Su éxito ha sido tan notable que ha traído mucho dinero fresco. Si a comienzos de 2020 su gestora de fondos tan solo gestionaba activos por un valor de 3,500 millones de dólares, ahora supera los 60,000 millones (50,000 millones de euros). En parte por las revalorizaciones, pero sobre todo por la llegada de nuevos inversores.

Burry saltó a la vista cuando en diciembre del año pasado abrió una posición bajista sobre Tesla. Ahí fue donde sus intereses, y su visión, chocaron con Wood. En febrero, el gestor bajista más famoso escribió un mensaje en Twitter diciendo que las promesas de crecimiento disruptivo y tecnologías transformadoras de Wood no se cumplirían.

Fotografía: Financial Times

Hace dos semanas llegó la segunda fase del conflicto entre ellos, cuando se hizo pública la cartera de Scion Asset Management (el fondo de Burry), al cierre del primer semestre. Entonces se reveló que mantenía una apuesta bajista sobre el ETF Ark Innovation. Aunque no es la mayor posición de su cartera, revela la consideración que tiene sobre Wood. Si al fondo de la fundadora de Ark Invest le va mal, a Burry le irá bien. Y viceversa.

Claro está Wood ha dado su réplica. En un mensaje en Twitter, la gestora ha explicado que los inversores bajistas se equivocan al predecir que la inflación va a aumentar con fuerza (lo que obligaría a la Reserva Federal a subir con fuerza los tipos de interés). Wood cree que el mercado de acciones «recompensará las estrategias de innovación disruptivas cuando pasen los titulares sobre el auge de la inflación y se evaporen los temores de recesión».

Cathie Wood
Cathie Wood vs Michael Burry. Fotografía: El CEO.

Una de las particularidades del estilo de gestión de Catherine Wood es el formato de inversión elegido: el de los fondos cotizados (ETF, por sus siglas en inglés). Este tipo de activos son un híbrido entre un fondo de inversión y una acción. Al igual que los fondos, pueden tener en cartera una amplia variedad de acciones o bonos. Pero, además, pueden comprarse y venderse en cualquier momento, puesto que tienen la obligación de reportar un valor constante. En cambio, para vender una participación en un fondo de inversión hay que esperar entre uno y dos días a que se ejecute.

Aunque Wood ha decidido utilizar la figura del ETF con un formato de gestión activa, algo muy rupturista y que permite acceder a sus vehículos de inversión a casi cualquier inversor. Ella hace también otras interesantes apuestas como ha sido con el último lanzamiento de la firma.

Cathie Wood considera que va a haber un cambio de paradigma en la industria aeroespacial, y recuerda que millonarios como Elon Musk, Jeff Bezos o Richard Branson están involucrados ya en proyectos privados como Space X, Blue Origin o Virgin Galactics que están ya ofreciendo sus servicios a la NASA.

Ark también tiene un fondo cotizado especializado exclusivamente en esta tecnología, que puede introducir enormes cambios en la forma en que se fabrican las piezas para la industria automovilística, prótesis médicas e incluso viviendas. El ETF se lanzó en 2016 y se revalorizó un 40% en 2020. La firma también tiene una oferta de inversión en compañías de tecnología puntera radicadas en Israel, dedicadas a los satélites o la ciberseguridad.  (KR)

Suscríbete a la revista y regístrate a nuestros newsletters para recibir el mejor contenido en tu buzón de entrada.

CONTINÚE LEYENDO

Related Posts

No Content Available
Next Post