[stock_market_widget type="ticker-quotes" template="background" color="blue" assets="AAPL,GOOG,FB,TSLA,PYPL,MSFT,AMZN,INTC,CMCSA" speed="50" direction="left" pause="true" api="yf" style="background: #000100;font-size:13px;padding-bottom: 0;"]
Influencers

Lidia León, una exponente de Quisqueya en Venecia

23 junio 2021

El arte es capaz de conectarnos con nuestra raíces, y Lidia León, arquitecto y artista dominicana ha tenido esto muy presente. En sus manos, República Dominicana ha participado en esta 17a Bienal Internacional de Arquitectura de Venecia 2021 con un proyecto dinámico, vivo, un ágora, ofreciendo espacios de encuentros en Venecia.

CONEXIÓN es una instalación de arquitectura de interior llena de simbolismo, inspirada en la filosofía wabi sabi y en nuestro vínculo con la Madre Tierra. Está acompañada de intercambios multidisciplinarios que irán edificando una visión integral de la arquitectura , abordando temas relacionados con territorio, sociedad, urbanismo, turismo, creatividad, hábitat y sostenibilidad…

Fotografía: Diario Libre

En este marco, Lidia León conversó con nosotros en Revista Mercado para ampliar, los detalles de tan importante participación:

Conexión es una instalación de arquitectura. ¿De qué elementos consta?, ¿Qué intención persigue?, ¿Y cómo se integra en la participación de la RD en la bienal?

La 17a Bienal de Venecia es el principal evento de su género que se realiza en el mundo. Un evento para aprender, pero también para mostrar. La invitación a participar en la 17a Bienal de Arquitectura despertó en mí el deseo de compartir mis orígenes, las raíces de donde vengo. El arte me conduce a buscar y recorrer el camino que me conduce a casa: la madre tierra. Somos gotas de agua, formamos un mismo océano.

Algo que nos distingue y al mismo tiempo nos integra. En mi familia aprendí el valor de la inclusión social, de trabajar por el bien común, en una relación en la que el mejor negocio es aquel en que todas las partes ganan.

La familia nutre y alimenta el sentido de pertenencia, generando ese apoyo comunitario de cooperación que da sentido a lo colectivo, porque en ese sistema todos nos beneficiamos. La familia, en fin, promueve una democracia participativa, acompañada por un genuino deseo de superación que abarca y se extiende a la colectividad.

Estos valores los abraza la cultura tabaquera, que se construye acariciando las hojas, torciendo y enrollando el puro, mientras los tabaqueros se nutren de la lectura de los clásicos y las noticias de la actualidad. Y también surgen en el contexto del cultivo de otros productos en que se da esa relación tan íntima y enriquecedora entre el ser humano y la naturaleza.

Conexión, junto a todas las actividades que se irán realizando en torno a ella, es la presencia dominicana en esta Bienal. A través de ella queremos mostrar al mundo lo que somos y lo que queremos ser.

«¿Cómo viviremos juntos?” Es el motivo de la Bienal. ¿Cómo viviremos en la RD en postpandemia?

Se trata de una pregunta para la que Conexión no tiene una respuesta. Tampoco creo que haya alguien que la tenga. Entiende que su rol es motivar a todos a hacerse la pregunta y a explorar vías para responderla. Conexión ofrece espacios, plataformas… para que, unidos, seamos capaces de encontrar respuestas, de comprometernos por el bien colectivo, de contribuir a la generación de ese sentido de pertenencia que nos permite coexistir en paz, armonía y amor. En síntesis, asumimos que esos serán algunos de los elementos que estarán presentes en las diversas propuestas que se hagan.

A nivel continental, Santo Domingo emerge como una ciudad innovadora en lo que se refiere a ofrecer soluciones de arquitectura y urbanismo. Sin embargo, todos sabemos que sobre esto hay que seguir trabajando pues aún queda por delante un largo camino. Los retos seculares que tenemos un lastre, en adición a los que los hechos que han ocurrido recientemente, demandan respuestas nuevas, creativas y sustentables. Si Conexión consigue que los dominicanos, por lo menos una buena parte de nosotros, nos planteemos esta pregunta, nos abramos a las propuestas que surgen en los diálogos y reflexiones durante estos seis meses, habrá sido todo un éxito. Además evaluar la posibilidad de implementar plan modelo en el 2022 en las comunidades que se motiven a tomar acción.

¿Que es ser innovador(a) en soluciones de arquitectura y urbanismo?

Pensemos en nuestras ciudades, en nuestras calles, en nuestras aceras. Tal como las conocemos, ¿están hechas pensando en las necesidades de las personas?Pensemos en nuestras casas y apartamentos, ¿han sido concebidos para responder a situaciones y necesidades como las que nos ha presentado el Covid-19? Hemos de redescubrir ese vínculo con la madre tierra que es la mayor fuente de inspiración en las artes y especialmente en la arquitectura. La participación dominicana en la Bienal de Arquitectura Venecia 2021 constituye una invaluable oportunidad para mostrar cualquier aporte que tengamos en ese sentido y para aprender de las buenas prácticas que estén desarrollándose en cualquier parte del mundo.

La participación de la RD cuenta con el aporte desinteresado de más de 25 profesionales, ¿quiénes son como colectivo?, ¿qué les mueve?

En este proyecto participamos Lidia León Cabral, Alex Martínez Suarez, Jesús D’Alessandro, Juan Miguel Pérez, Julia Vicioso, Orisell Medina-Lagrange, colectivo Traza_do (Melisa Vargas, Rafael Selman, Dante Luna, Javier Pérez, José Marion-Landais Alejandro Marranzini, Carlos Aguilar), Michelle Valdez, Shaney Peña Gómez, Mizoocky Mota, Yomayra Martinó, Carmen Ortega, Ching Ling Ho, Sara Hermann, Virginia Flores-Sasso, Elia Mariel Martínez, Lissette Gil, Romina Santroni, Maribel Villalona…

Pero no nos percibimos como individualidades, sino como un valioso equipo multidisciplinario que realiza una labor patria, que realiza una labor exigente y demandante de forma voluntaria y al que solo lo mueve el interés de aportar y servir. Nos mueve el bien común, tenemos la convicción de que para una verdadera evolución social y bienestar individual es necesaria la participación democrática colectiva de todos los sectores.

La participación dominicana en la Bienal de Venecia cuenta con el aporte de más de 25 artistas, todos con un objetivo común.

¿Qué se pretende transmitir al mundo? Valores que nos permitan vivir conectados en un ambiente de armonía y respeto, develar la esencia noble del dominicano, como la hospitalidad y la felicidad.

Aunque “¿Cómo viviremos juntos?” es el gran motor que nos unió a todos a trabajar como equipo en esta Bienal, seguro que cada quien tendrá aspectos personales que le muevan a participar. Si se hicieran entrevistas a los profesionales que conformamos CONEXIÓN, nos sorprendería el arcoíris de respuestas que se podría recopilar.

Suscríbete a la revista y regístrate a nuestros newsletters para recibir el mejor contenido en tu buzón de entrada.

CONTINÚE LEYENDO

Related Posts

Next Post