[stock_market_widget type="ticker-quotes" template="background" color="blue" assets="AAPL,GOOG,FB,TSLA,PYPL,MSFT,AMZN,INTC,CMCSA" speed="50" direction="left" pause="true" api="yf" style="background: #000100;font-size:13px;padding-bottom: 0;"]
Coaching

Trabajar para vivir: la nueva actitud millonaria post pandemia

3 diciembre 2021

La pandemia le ha dado un nuevo valor a nuestro tiempo, ahora ‘No es más rico el que más tiene, sino el que menos necesita’. Este dicho popular ha cobrado más sentido que nunca, justo cuando nuestros trabajos dejaron de ser el centro de nuestra existencia. En el escenario postpandemia, es rico quien más tiempo para ocio tiene, no quién más saneadas tiene sus cuentas bancarias. De hecho, es la nueva actitud millonaria.

Ellos han sido llamados los millonarios del tiempo, un término acuñado por primera vez por la escritora Nilanjana Roy en una columna publicada en 2016 en el Financial Times y que ahora ha vuelto a popularizarse. Se trata de aquellos que no miden su riqueza en capital financiero, sino en cuánto tiempo tienen para dedicarle al ocio, a la familia o a cualquier otra actividad después de haber concluido su jornada laboral.

Pero mucho cuidado, no lo confundas con vagancia. Es más bien aprender a trabajar, para vivir. Un ideal, lleno de actitud millonaria, que ha cobrado mucha fuerza, especialmente en Estados Unidos y Reino Unido, cuyos mercados laborales atraviesan una profunda crisis por la incapacidad de muchos sectores de encontrar mano de obra dispuesta a aceptar las ofertas de trabajo.

¿Ahora las personas no quieren trabajar?

Como demuestra una encuesta reciente, realizada en el Reino Unido, el 56% de las personas desempleadas no están buscando activamente un nuevo trabajo. Además, según la Oficina de Estadísticas Nacionales británica, muchos no regresaron a sus trabajos después de la pandemia o han solicitado trabajar remoto para no invertir tiempo en trayectos y poder dedicárselo a su vida personal. Trabajan, sí, pero para tener lo justo para cubrir gastos esenciales, vivienda y comida.

En el Reino Unido, el 56% de las personas desempleadas no están buscando activamente un nuevo trabajo.

«Estamos viviendo una ‘gran dimisión'», comenta Charlie Warzel, coautor del libro Out of Office: The Big Problem and Bigger Promise of Working from Home en The Guardian. «La gente está renunciando a sus trabajos. Otros no regresan a trabajar, incluso si se están agotando sus prestaciones por desempleo».

Ese tiempo que estuvimos en casa sin poder salir, entre libros, series y panes que amasábamos como nuestras abuelas hace 50 años, hizo que muchos profesionales revaluaran su actitud ante el trabajo. ¿Mejor o peor que antes? Simplemente diferente. Y, por supuesto, con mucho más tiempo libre que antes. En un mundo cuya mujer tenga más tiempo libre y mejores resultados se ha convertido en las nuevas millonarias. (KR)

Suscríbete a la revista y regístrate a nuestros newsletters para recibir el mejor contenido en tu buzón de entrada.

CONTINÚE LEYENDO

Related Posts

No Content Available
Next Post