[stock_market_widget type="ticker-quotes" template="background" color="blue" assets="AAPL,GOOG,FB,TSLA,PYPL,MSFT,AMZN,INTC,CMCSA" speed="50" direction="left" pause="true" api="yf" style="background: #000100;font-size:13px;padding-bottom: 0;"]
Leadership

Rebeca Grynspan: la primera mujer en dirigir el programa Unctad de la ONU

13 septiembre 2021

Rebeca Grynspan es considerada una mujer influyente en la región y ahora hace el honor de ser la primera mujer en dirigir el programa de la ONU Unctad. Ya previamente contó entre sus éxitos el haber sido elegida por unanimidad en la reunión extraordinaria de ministros de Relaciones Exteriores celebrada en febrero del 2014, para ocupar el puesto de secretaria general en la Secretaría General Iberoamericana (SEGIB).

Fotografía: Wikipedia

La costarricense, Rebeca Grynspan,  cuenta con una amplia trayectoria política, siendo primero vicepresidenta de Costa Rica entre 1994 y 1998. También se desempeñó como ministra de Vivienda, ministra coordinadora de Asuntos Económicos y Sociales, y viceministra de Finanzas. Una reconocida defensora del desarrollo humano, quien ha contribuido a centrar la atención del mundo y de América Latina en temas importantes como la reducción de la desigualdad y la pobreza, la equidad de género, la cooperación Sur-Sur como instrumento para el desarrollo y el logro de los Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS), entre otros.

Desde este lunes 13 de septiembre ha comenzado a trabajar en este organismo clave para el mundo, una tarea que asume con gran entusiasmo y con un discurso que deja claro la nueva hoja de ruta en relación a sus principales temas de lucha.

«La covid-19 reveló la desigualdad generalizada y la vulnerabilidad del mundo y del modelo de desarrollo. A medida que nos recuperamos de la pandemia, tenemos la oportunidad de equilibrar la economía global y garantizar la prosperidad general», dijo la costarricense en un comunicado.

Se espera que la próxima conferencia de la Unctad, que se celebrará del 3 al 7 de octubre, sea la oportunidad de tomar «decisiones audaces» para satisfacer las necesidades comerciales, financieras, de inversión y tecnológicas que tienen los países en desarrollo.

Fotografía: Clarín

«Yo siempre digo ‘el multilateralismo no es un club de amigos‘», añade Grynspan. «En Iberoamérica nos decimos las cosas abiertamente en el plano político, pero al mismo tiempo avanzamos en los asuntos que nos afectan a todos. De eso se trata el multilateralismo».

Con esta filosofía, en la última Cumbre Iberoamericana se logró un punto de encuentro en temas que importan a las personas porque impactan su día a día. Rebeca Grynspan colaboró a conducir este encuentro hacia algo más que la diplomacia, más bien generó un punto de partida para responder a la ciudadanía Iberoamericana, a todos los colectivos meas vulnerables que sufren los efectos de la crisis económica, para enfilar los esfuerzos hacia una recuperación meas justa y sostenible en un momento que se considera histórico.

Se hicieron llamamientos claros a favor de la distribución equitativa de las vacunas y la preparación ante futuras pandemias; a favor de una financiación externa urgente y flexible para la recuperación económica, y a favor de la transición medioambiental. Además, se crearon cuatro nuevos programas de cooperación, orientados a prevenir y eliminar la violencia contra las mujeres, impulsar la ciudadanía global para el desarrollo sostenible, eliminar el chagas congénito y promover el Instituto Iberoamericano de lenguas indígenas.

Fotografía: SELA

«En mis más de siete años como Secretaria General he tenido el honor de encabezar cuatro Cumbres Iberoamericanas e impulsar una etapa de renovación y consolidación. Hemos pasado de ser una Conferencia Iberoamericana para convertirnos en una Comunidad Iberoamericana en la que no hay semana que pase sin que alguien en nuestro espacio se reúna, sin que ninguna asociación trabaje a nombre nuestro, sin que nadie convoque y se sienta parte de nuestros esfuerzos», comenta Grynspan.

Cabría ver la nueva agencia que establecerá Grynspan en su nuevo rol como directora del programa de la ONU Unctad. Sin embargo, la misión de la Conferencia de las Naciones Unidas sobre Comercio y Desarrollo (UNCTAD), no dista mucho de sus logros en la Cumbre Iberoamericana. De hecho, busca también apoyar a los países en desarrollo en su incorporación a la economía globalizada con la intención de sacar a millones de personas de la pobreza de forma sostenible e inclusiva. (KR)

Suscríbete a la revista y regístrate a nuestros newsletters para recibir el mejor contenido en tu buzón de entrada.

CONTINÚE LEYENDO

Related Posts

Next Post